El Derecho

Conócenos

Lo más reciente

Constitucional

Obligación de adoptar medidas para evitar la discriminación por discapacidad

EDJ 2018/501101El TC  ha declarado contrarias al derecho a la igualdad las actuaciones de las administraciones que no adoptan las medidas necesarias para evitar la discriminación por discapacidad. La Constitución ordena a los poderes públicos poner en práctica políticas de integración de los discapacitados y señala que España está obligada por los tratados internacionales a los que se haya adherido, entre los que destaca la Convención de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad, al que España se adhirió en 2007, que, entre las distintas formas de discriminación prohibidas, incluye la denegación de ajustes razonables (FJ 5).

Europeos

Requisitos para obtener una autorización de transporte público

EDJ 2018/3514El TJUE ha declarado ilegal el requisito español de tener una flota de tres camiones para operar en el sector del transporte de mercancías. Ha confirmado que cualquier empresa que disponga de al menos un vehículo debe poder obtener una autorización de transporte público, sin que los Estados miembros puedan establecer, como condición adicional, un número mínimo de vehículos distinto del fijado en esta disposición  (FJ 13-21).

Penal

Condena por delito de asesinato

EDJ 2018/2403El TS confirma la condena por delito de asesinato a unos padres que dejaron morir a su bebé recién nacido tras dar a luz en el domicilio sin asistencia médica. Señala, respecto a la conducta del padre, que conociendo el riesgo jurídicamente desaprobado y la evidente obligación de garante, su pasividad es indicativa de la aceptación del resultado o, al menos, de su indiferencia hacia el mismo, por lo que concurren las exigencias del dolo eventual en los casos de comisión por omisión. (FJ 2).

Social

Despido en fraude de ley calificado como improcedente

EDJ 2017/279515El TS declara la improcedencia del despido disciplinario, modificando la calificación de nulidad dada en la instancia. Señala que en el supuesto de que se apreciase fraude de ley, por haber alegado el empresario para el despido causa distinta de la causa real, ello no conduciría a declarar la nulidad del despido sino su improcedencia (FJ 5 y 6).

Constitucional

Nulidad de varios artículos de la ley vasca sobre el ‘fracking’

EDJ 2018/500785El Pleno del TC  ha declarado  inconstitucionales varios artículos de la  ley vasca de medidas adicionales de protección medioambiental para la extracción de hidrocarburos no convencionales y la fractura hidráulica. Señala que desbordan la competencia que tienen las comunidades autónomas para establecer normas adicionales de protección del medio ambiente, que no incluyen la prohibición absoluta e incondicionada del "fracking" porque sería contradictorio de manera insalvable con la ley estatal del sector de hidrocarburos, que es la que autoriza el empleo de esta técnica (FJ 3 y 7). Emite voto particular el Magistrado don Fernando Valdés Dal-Ré, al que se adhieren el Magistrado don Cándido Conde-Pumpido Tourón y la Magistrada doña María Luisa Balaguer Callejón.

Civil

La consignación notarial de dinero como mecanismo liberatorio de la obligación de pago

EDB 2018/501415Cuestión a analizarResulta curioso que el deudor puede haber realizado requerimientos extrajudiciales al deudor sin que este le entregue la suma adeudada, pero, finalmente, este opte por acudir a un notario para realizar un ofrecimiento en el pago al deudor que tenga eficacia liberatoria de la obligación del pago.El ofrecimiento de pago y la consignación ante Notario se regula en el art. 69 de la Ley de Notariado -EDL 1862/1- introducido por el apartado uno de la disposición final undécima de la Ley 15/2015, de 2 de julio, de la Jurisdicción Voluntaria -EDL 2015/109914-.El procedimiento se significa por la inmediata disponibilidad de la suma ofrecida, no pudiendo fijar plazos posteriores al marcado en el art. 69 de la Ley del Notariado bajo sanción de nulidad de la oferta, y ello porque supondría un fraude de ley posponer la disponibilidad del importe ofrecido para poder votar y no pagar hasta que el deudor le interese o conste una fecha postdatada en el ofrecimiento para cuando al deudor le interese le ejecución del pago “ofrecido”.Señala el art. 69 antes citado que el Notario notificará a los interesados la existencia del ofrecimiento de pago o la consignación, a los efectos de que en el plazo de diez días hábiles acepten el pago, retiren la cosa debida o realicen las alegaciones que consideren oportunas. Si el acreedor contestara al requerimiento aceptando el pago o lo consignado en plazo, el Notario le hará entrega del bien haciendo constar en acta tal circunstancia, dando por finalizado el expediente.Esta es la forma en la que debe hacerse el ofrecimiento de pago y no otra, de tal manera que si se ofrece de forma distinta o se realiza ese ofrecimiento postdatando el pago, de forma que la cantidad ofrecida no ingresaría en el haber del acreedor como muy tarde en la fecha fijada en el art. 69 de la Ley del notariado -EDL 1862/1- el ofrecimiento de pago se tendrá por no hecho y se contestará al deudor dando cuenta de la ineficacia del ofrecimiento por la no disponibilidad inmediata de la cantidad ofrecida o más allá de los 10 días fijados en la Ley.La consignación de cantidades adeudadas puede ser ineficaz bien porque la suma ofrecida sea inferior a la adeudada, pero también porque la forma en la que está hecha la consignación sea irregular, lo que ocurre cuando no se garantiza la inmediata disponibilidad de la deuda o en el plazo de 10 días fijado en el art. 69 de la LN -EDL 1862/1-, lo que determina la ineficacia de la consignación y el mantenimiento de la morosidad por lo que se debe comunicar la irregularidad e ineficacia de la consignación realizada.Ha habido ocasiones en las que la consignación se ha realizado con instrucciones de “no disponibilidad inmediata” lo que acarrea la no eficacia de los efectos legales que pueda tener la consignación para el fin que pretenda el deudor.Esquema de la consignación notarialLey del notariado art. 69 -EDL 1862/1-Código Civil arts. 1176 y ss -EDL 1889/1-1. El ofrecimiento de pago y la consignación de los bienes de que se trate podrán efectuarse ante Notario.Art. 1176.1º CC.Si el acreedor a quien se hiciere el ofrecimiento de pago conforme a las disposiciones que regulan éste, se negare, de manera expresa o de hecho, sin razón a admitirlo, a otorgar el documento justificativo de haberse efectuado o a la cancelación de la garantía, si la hubiere, el deudor quedará libre de responsabilidad mediante la consignación de la cosa debida.Requisitos identificativos de la consignaciónEl que promueva expediente expresará los datos y circunstancias de identificación de los interesados en la obligación a que se refiera el ofrecimiento de pago o la consignación, el domicilio en que puedan ser hallados así como las razones de la actuación, todo lo relativo al objeto del pago o la consignación y su puesta a disposición del Notario.Art. 1177 CCPara que la consignación de la cosa debida libere al obligado, deberá ser previamente anunciada a las personas interesadas en el cumplimiento de la obligación.La consignación debe hacerse para pago e ingresarse en la cuenta de depósitos y consignaciones del juzgado.3. Cuando los bienes consignados consistan en dinero, valores e instrumentos financieros, en sentido amplio, serán depositados por el Notario necesariamente en la Entidad financiera colaboradora de la Administración de Justicia.Art. 1178 CC La consignación se hará por el deudor o por un tercero, poniendo las cosas debidas a disposición del Juzgado o del Notario, en los términos previstos en la Ley de Jurisdicción Voluntaria o en la legislación notarial.Notificación notarial al acreedor y plazo para su aceptación o rechazo4. El Notario notificará a los interesados la existencia del ofrecimiento de pago o la consignación, a los efectos de que en el plazo de diez días hábiles acepten el pago, retiren la cosa debida o realicen las alegaciones que consideren oportunas.Artículo 1179 CCLos gastos de la consignación, cuando fuera procedente, serán de cuenta del acreedor.Aceptación del ofrecimiento por el acreedorSi el acreedor contestara al requerimiento aceptando el pago o lo consignado en plazo, el Notario le hará entrega del bien haciendo constar en acta tal circunstancia, dando por finalizado el expediente.Art. 1180 CCLa aceptación de la consignación por el acreedor o la declaración judicial de que está bien hecha, extinguirá la obligación y el deudor podrá pedir que se mande cancelar la obligación y la garantía, en su caso.Mientras tanto, el deudor podrá retirar la cosa o cantidad consignada, dejando subsistente la obligación.(Esta última acción conllevaría que la deuda subsistiría y el acreedor podría acudir al juzgado).No aceptación del ofrecimiento por el acreedorSi transcurrido dicho plazo no procediera a retirarla, no realizara ninguna alegación o se negara a recibirla, se procederá a la devolución de lo consignado sin más trámites y se archivará el expediente.Jurisprudencia aplicable1) Audiencia Provincial de Las Palmas, Sección 5ª, Sentencia 356/2011 de 4 Jul. 2011, Rec. 381/2010 -EDJ 2011/206196-Objeto: La consignación no debe estar condicionada de manera alguna. La consignación notarial para liberar la deuda de gastos de comunidad debe entregarse a la comunidad.Resumen: La consignación así prevista legalmente integra un modo de extinción de las obligaciones regulada en el CC en sus art. 1176 y ss. LEC -EDL 2000/77463- y que como modo de pago que es, está sujeta a las condiciones del art. 1157 y 1169 CC -EDL 1889/1-, por lo que para que produzca el efecto de cancelar la obligación, pensemos que este es el sentido de la consignación del art. 15 LPH -EDL 1960/55-, ya que con todas estos condicionantes la legislación de propiedad horizontal lo que pretende es que los propietarios cumplan con su obligación de contribuir a los gastos de sostenimiento del inmueble, sin que por la morosidad de unos, los demás deban soportar de su peculio lo que correspondería abonar al incumplidor, quien si entiende que no debe nada bien puede impugnar el acuerdo recuperando si su pretensión prosperara lo indebidamente pagado.Es la consignación judicial o notarial relevante a efectos de ofrecimiento de pago en los términos del art. 1176 CC -EDL 1889/1- para instar la consignación judicial (art. 1.178 CC -EDL 1889/1-)-, debe hacerse de forma incondicional con el fin de que las cantidades consignadas se entreguen a la comunidad de propietarios, y esto no es lo que se pretende por los recurrentes con la consignación notarial en tanto en cuanto, queda a resultas de lo que acontezca en una eventual impugnación.La devolución del depósito se hará al Presidente de la Comunidad de Propietarios cuando aporte sentencia firme en la cual conste que efectivamente se adeudan esas cantidades sin que interese se ofrezca y entregue a la Comunidad de propietarios acreedora por lo que tal, no produce los efectos del pago, y por lo tanto no cumple con la finalidad de extinción de la deuda que busca dicho precepto, a lo que se une, que no consta además que se le haya ofrecido el pago a aquélla y que se haya negado sin razón alguna a su recepción (art. 1176 CC -EDL 1889/1-), pues no hay que olvidar, que la consignación es la vía que nuestro ordenamiento prevé para el pago de las obligaciones cuando el acreedor se niega a cobrar, lo que implica necesariamente una oferta de pago malograda, es decir, rechazada por el acreedor, de modo que por ambas razones no debe ser admitida la consignación efectuada con la finalidad pretendida (vid. sentencia TS de 7 diciembre 1976).2) Audiencia Provincial de Madrid, Sección 12ª, Sentencia 775/2007 de 5 Dic. 2007, Rec. 70/2004 -EDJ 2007/339584-Objeto: Si el acreedor no accede a la aceptación del ofrecimiento de pago y retira el importe el pago se entiende por no hecho.Resumen: La sentencia de instancia indica que existió ofrecimiento de pago por parte del actor mediante depósito ante notario del resto del precio, no obstante tal depósito se realizó por plazo de 10 días, indicándose en el propio acta notarial que si transcurrido dicho plazo no se procediese a la retirada del cheque la requirente lo retiraría (folio 92) reconociéndose y acreditándose por la actora que tal ofrecimiento fue rechazado (folio 4 y 93), por lo cual tal ofrecimiento de pago no puede ser equivalente al pago solutorio que contempla el artículo 1157 del Código Civil -EDL 1889/1-.3) Audiencia Provincial de Barcelona, Sección 11ª, Sentencia 817/2004 de 23 Nov. 2004, Rec. 835/2003 -EDJ 2004/214155-Objeto: Prueba de la parte obligada a la entrega de la cosa objeto del contrato de su obligación de entrega, pero no acredita la parte obligada al pago haberlo hecho ni la consignación notarial.Resumen: De los medios de prueba obrantes en los autos aparece claramente la voluntad de la parte vendedora de cumplir la obligación contraida de formalizar la compraventa en escritura pública -arts. 1279; 1280 CC. -EDL 1889/1-, cumpliendo su obligación de entrega de la cosa objeto de la venta -arts. 1461; 1462 CC -EDL 1889/1-. La apelante, sin embargo, nunca cumplió su obligación de pagar el precio convenido -art. 1500 CC -EDL 1889/1-, pues en ningún momento ofreció o consignó el precio de la compraventa previo a requerimiento judicial o notarial -art. 504 CC -EDL 1889/1-. Así en el acta notarial de comparecencia no consta el depósito o consignación ante notario del precio, signo evidente del incumplimiento de su obligación de pago; pues el vendedor no está obligado a la entrega de la cosa vendida si el comprador no ha pagado el precio -art. 1466; CC -EDL 1889/1-.- La simple declaración de la parte no es prueba justificativa de la calidad de los hechos que le benefician, rechazados de contrario -art. 316 LEC -EDL 2000/77463-. Por lo que decae el recurso al ser imputable a la apelante el incumplimiento de sus obligaciones contractuales.4) Audiencia Provincial de Sevilla, Sección 8ª, Sentencia 351/2008 de 29 Jul. 2008, Rec. 4195/2008 -EDJ 2008/252460-Objeto: No voluntariedad del pago por haber hecho de forma irregular la consignación, no ajustándose a la formalidad marcada por el Código Civil.Resumen: Traemos a colación esta sentencia porque el único motivo real del recurso alude a la voluntariedad o no del impago, cuando lo cierto es que, como bien dice la sentencia apelada, existió el hecho objetivo del impago de parte del precio aplazado y sobre todo una forma subsidiaria de materializarlo en forma de consignación notarial (y tardía) que no es la forma equivalente al pago que en materia de consignación establece, hoy por hoy, el Código Civil. Por otra parte, y, por más que se diga, en la demanda no se hace referencia alguna, siendo muy importante, según los términos del recurso a que por parte de la empresa demandada se hubiera perjudicado la cobranza de las letras de modo que se hubiera procedido a su devolución bancaria.5) Audiencia Provincial de Sevilla, Sección 2ª, Sentencia 361/2006 de 25 Sep. 2006, Rec. 1954/2006 -EDJ 2006/391824-Objeto: Para que la consignación notarial sea eficaz a los efectos que se pretenden en cada caso no basta solo con la consignación notarial, sino que además hace falta la constancia del “ofrecimiento real del pago” al acreedor, lo que compete a la actividad notarial para que surta el efecto deseado.Resumen: En atención a la actividad probatoria desarrollada en ambas instancias procesales, la compraventa no puede ser resuelta al amparo del Art. 1.504 del Código Civil -EDL 1889/1-, dado que:a.- No resulta constatada una voluntad reacia y contraria al pago del precio aplazado, ni un incumplimiento objetivo e inequívoco de la obligación de abonar al precio pendiente, que frustre el fin contractual y las legítimas expectativas del vendedor, pues la parte compradora, después de ser requerida de pago -que no de resolución- por medio de burofax recibido el 14 de Diciembre de 2004, consignó notarialmente el 18 de Enero de 2005 cheque bancario por el resto del precio para que le fuera ofrecido al vendedor, que no fue recogido por éste;b.- No consta que los compradores recibieran requerimiento resolutorio alguno, ya judicial ya notarial, por cuya virtud los vendedores le notificaran su voluntad recepticia de dar por resuelto el contrato -lo que impediría un pago tardío-, e intimaran a los compradores para que se avinieran a resolver la compraventa: como se ha indicado, el burofax recibido por la parte compradora el 14 de Diciembre de 2004 contenía un requerimiento solutorio y no resolutorio, y no equivale a una intimación notarial o judicial como exige el Art. 1.504 del Código Civil -EDL 1889/1-; por vía notarial se intentó infructuosamente practicar un requerimiento resolutorio los dias 27 y 28 de Diciembre de 2004, sin que el mismo llegara a conocimiento de los compradores que se hallaban en Tarifa, por lo que, al tener el carácter de declaración de voluntad recepticia, carece de relevancia a los efectos prevenidos en el citado Art. 1.504 del Código Civil -EDL 1889/1-; el requerimiento de resolución practicado por burofax el 5 de Enero de 2005 llegó, finalmente, a su destinatario el día 7, aunque carecía de carácter notarial.En definitiva, la prueba practicada revela que medió requerimiento de pago y ulterior consignación ante notario de cheque por el importe del precio pendiente, pero no consta que los compradores recibieran requerimiento notarial de signo resolutorio, lo que impide que la resolución contractual pretendida tenga virtualidad.6) Audiencia Provincial de Barcelona, Sección 17ª, Sentencia 211/2013 de 15 May. 2013, Rec. 773/2011 -EDJ 2013/204415-Objeto: Cuando en un contrato existe una cláusula penal para el caso de incumplimiento puede valorarse para la ejecución de esta cláusula y su cuantía la voluntad de pago y los medios que ha puesto el deudor para llevarlo a efecto, tomándose en consideración una consignación notarial aunque no se haya realizado correctamente.Resumen: En cuanto a la facultad moderadora, el artículo 1.154 del propio Código Civil -EDL 1889/1- señala que el Juez modificará equitativamente la pena cuando la obligación principal hubiera sido en parte o irregularmente cumplida por el deudor, habiendo señalado la Jurisprudencia que dicho precepto contiene un mandato imperativo para el Juez en el sentido de proceder a moderar equitativamente la pena pactada por los contratantes en los supuestos de cumplimiento parcial o irregular. Dicho de otro modo, las indicadas normas sólo excluyen la posibilidad de moderación en la hipótesis de un incumplimiento total o en el supuesto, analizado, por ejemplo, en la STS de 10 de Mayo de 2001, de que la cláusula penal esté prevista específicamente para un determinado incumplimiento parcial.Así las cosas, es cierto que, en cuanto a su efectividad, la actora no cumplió correctamente con su obligación del pago del precio aplazado y de ahí su condena a hacer efectivas las cantidades pactadas en tal concepto. Sin embargo, creemos que, dadas las consecutivas consignaciones- notariales y judiciales- de los pagos aplazados efectuadas por la actora, si bien no puede admitirse que dichas consignaciones tuvieran un efecto liberatorio, es decir, no pueden considerarse solutorias a efectos de pago, su realidad, que nadie discute, sí permite, en cambio, considerar que estaríamos en presencia de un cumplimiento irregular de la prestación que contractualmente correspondía a la compradora, más que de un incumplimiento total imputable a la misma. Ello por cuanto la existencia de tales consignaciones revela que la actora no tenía ni una voluntad rebelde al pago ni estaba en juego el posible buen fin del contrato, esto es, eliminaban una posible frustración del objeto negocial.Es cierto que tales consignaciones entrañaban de hecho, como ya pone de manifiesto el juzgador de primer grado, una indebida suspensión del pago del precio, en cuanto no se daban los requisitos previstos por el art. 1502 para que quedara legitimada tal posibilidad, pero, insistimos, tal suspensión no comprometía a la postre el efectivo cumplimiento del contrato.Por tanto, considerando que la compradora incurrió en un cumplimiento irregular de sus obligaciones de pago, la posibilidad de moderación de la cláusula penal aparece perfectamente amparada por lo dispuesto en el citado art. 1154 del Código Civil -EDL 1889/1-.Por último, estimamos, como también poner de relieve la sentencia de instancia, que el actor no justifica otros perjuicios que los derivados del retraso en la efectividad de los pagos y los derivados de las devoluciones de los recibos, con lo que la cuantificación de la penalización establecida por el juzgador de primer grado nos parece adecuada a las circunstancias del caso, debiendo ratificarse en esta alzada.7) Audiencia Provincial de Madrid, Sección 9ª, Sentencia 339/2009 de 2 Jul. 2009, Rec. 571/2008 -EDJ 2009/175038-Objeto: No basta el ofrecimiento de pago de una deuda, sino que debe ir acompañado de la correspondiente consignación notarial.Resumen: Debiendo entenderse como hace la sentencia ahora apelada que ha existido un verdadero incumplimiento de los compradores, de la obligación esencial del pago del precio, pues con independencia de la incidencia que pudiera haber tenido sobre el cumplimiento de esa obligación, el proceso de separación conyugal de ambos esposos, es lo cierto que en el requerimiento de fecha 22 de febrero de 1980 se aludía al impago de las letras de cambio correspondientes a los meses de septiembre de 1979 a febrero de 1980, por importe cada una de ellas de 7.000 Ptas., por lo que en dicha fecha el importe total de las cuotas impagadas ascendía a la cantidad de 42.000 Ptas., por lo que si hubiera sido, como se alega por la apelante su voluntad de proceder al pago del precio, cuando remitió el requerimiento de fecha 24 de marzo de 1980, folio 69 de los autos, no se habría limitado a ofrecer el pago de 56.000 Ptas., sino a su consignación notarial o judicial para su entrega al comprador, y no limitarse meramente a un ofrecimiento de pago sin ir acompañado de la correspondiente consignación de las cantidades que se adeudaban, lo que denota un verdadero incumplimiento, cuando se deduce de los autos, no solo que fueron impagadas las letras de cambio correspondientes a las cuotas de septiembre de 1979 a febrero de 1980, sino también el resto del importe de las letras posteriores, en la medida que ninguno de los compradores procedió a su pago.8) Tribunal Supremo, Sala Primera, de lo Civil, Sentencia 1036/2006 de 18 Oct. 2006, Rec. 4373/1999 -EDJ 2006/288693-Objeto: Ineficacia de la consignación notarial por falta de cumplimiento de los requisitos de los arts. 1176, 1177 y 1178 CC -EDL 1889/1-(1).Resumen: En modo alguno cabe reconocer en la consignación de las rentas efectuada ante Notario otros efectos que los que le atribuye la sentencia recurrida. La consignación realizada -las sucesivas consignaciones- carecen de efectos liberatorios para el deudor de su obligación de pago de las rentas desde el momento en que no reúnen los requisitos de los artículos 1176, 1177 y 1178 del Código Civil -EDL 1889/1-, y que se resumen en la reciente Sentencia de esta Sala de fecha 14 de febrero de 2006 del siguiente modo:a) que preceda el ofrecimiento de pago, en el caso de que haya lugar a la consignación por negarse el acreedor a admitirlo - artículo 1176 del Código Civil -EDL 1889/1-;b) que, en todo caso, sea la consignación previamente anunciada a las personas interesadas en el cumplimiento de la obligación -artículo 1177, apartado primero-; yc) que la consignación se ajuste, bajo pena de ineficacia, a las disposiciones que regulan el pago.Y esa carencia de efectos liberatorios deriva del hecho de que las consignaciones efectuadas ante Notario no fueron precedidas del ofrecimiento de pago por haberse negado el acreedor a recibir el importe de las rentas, extremo éste que no consta. No se está, por otra parte, en el caso de que varias personas pretendan tener derecho a cobrar, supuesto en el que la consignación por sí sola produce efecto liberatorio, según lo dispuesto en el artículo 1176.2 del Código Civil -EDL 1889/1-, pues la única persona que tiene ese derecho es la mercantil arrendadora, independientemente de las controversias existentes en torno a la titularidad de las acciones y de quien ostente la representación de la entidad. Y, en fin, no se ha anunciado ni notificado la consignación a las personas interesadas en el cumplimiento de la obligación -la arrendadora, principalmente-, como exigen los artículos 1177, párrafo primero, y 1178, párrafo segundo, del Código Civil -EDL 1889/1-, ni se ha depositado la suma adeudada a disposición de la autoridad judicial.Así las cosas, es más que difícil obtener un pronunciamiento desestimatorio de la acción de desahucio, por delante de la enervación de la acción que ha sido declarada, con base en el cumplimiento de la obligación de pago de las rentas y a fuerza de conferir a las consignaciones realizadas los efectos del pago, tanto más cuanto tales consignaciones no son, en rigor, más que unos depósitos ante Notario de las cantidades a que ascendían las rentas vencidas carentes de la incondicionalidad e indisponibilidad por el deudor que son necesarias para atribuirles eficacia liberatoria, pues entre las condiciones de tales depósitos se cuentan la autorización al Notario para ingresar las cantidades depositadas en una entidad financiera -sin mayores precisiones-, y la devolución del importe depositado a la entidad depositante a su simple solicitud.9) Audiencia Provincial de Madrid, Sección 12ª, Sentencia 674/2008 de 2 Oct. 2008, Rec. 261/2007 -EDJ 2008/271054-Objeto: Nulidad e ineficacia de la consignación notarial condicionado a un determinado evento.Resumen: Resultando evidente la existencia de humedades en el muro de contención junto a la gasolinera, y, que el mismo carece de impermeabilización, la actora debe hacer frente a las consecuencias de tal defecto de construcción por su incorrecta ejecución, pues, además de no resultar debidamente acreditada la inexistencia en el proyecto de impermeabilizante en el referido muro que se pretende probar mediante el plano que se presenta, ni la identidad entre el dren perimetral y la lámina impermeabilizante utilizada en el resto de los muros, es decir, si ambas son la misma cosa o bien son diferentes tratándose de una lámina impermeabilizante drenante, consideramos que con tal plano no puede considerarse acreditado que el proyecto del Sr. Enrique no contemplara tal elemento cuando éste afirma lo contrario, ni que su ejecución resultara imposible, debiendo de haber demostrado mediante la pertinente prueba pericial, dadas las diferentes posturas de las partes, que ello no era factible, como tampoco ha resultado probada la propuesta del hormigón hidrófugo por Bensue a Integral, debiendo señalarse por último que, si la actora era consciente de la posibilidad de producirse humedades si no se colocaba una impermeabilización, como así permite inferirlo de la declaración del Sr. Clemente al manifestar que "se propone como medida preventiva, en previsión de que pudiera haber humedades, como así hubo, utilizar hormigón hidrófugo", como profesional de la construcción, y con el fin de salvar su responsabilidad, debió de oponerse a su ejecución o haberlo hecho constar así de forma expresa.La existencia de tal defecto da lugar a la aplicación no de la excepción de contrato no cumplido -"exceptio non adimpleti contractus"- que aduce la apelante, sino la de contrato no cumplido adecuadamente -"exceptio non rite adimpleti contractus"-, que ha de sancionarse con la reducción de la cantidad reclamada por el importe a que asciende la reparación de tal defecto de impermeabilización ascendente según informe de la demandada, no contradicho ni desvirtuado por la actora, a 17.245'32 € más IVA.Por último, procede rechazar la pretensión de conceder efectos liberatorios a la consignación notarial realizada por la sociedad apelante, dado que la misma se hizo condicionalmente a que el muro de contención fuera reparado y saneado.10) Audiencia Provincial de Madrid, Sección 8ª, Sentencia 449/2015 de 26 Oct. 2015, Rec. 415/2015 -EDJ 2015/231638-Objeto: Para que la consignación notarial sea correcta debe existir una liquidación adecuada. Así, la falta de concreción así indicada impide, al margen de las concurrencia de los requisitos formales, tener por bien hecha la consignación al no estar justificada la cuantificación de la deuda.Resumen: Respecto a la consignación efectuada, para que tuviera efectos liberatorios, era necesario que se hubiera realizado en los términos que la obligación exigía, pues como ha puesto de manifiesto esta AP Madrid, sec. 25ª, Auto 4 de mayo de 2006, nº 108/2006, rec. 731/2005 "... Al margen de los requisitos formales que exige el Código Civil para que la consignación tenga efectos liberatorios como pago frente al acreedor, ofrecimiento previo de pago a los interesados y posterior depósito ante la autoridad judicial, el artículo 1177 del Código Civil -EDL 1889/1- exige, para la eficacia de la consignación, que se ajuste a las disposiciones que regulan el pago, entre cuyos preceptos el artículo 1157 señala que "no se entenderá pagada una deuda sino cuando completamente se hubiese entregado la cosa o hecho la prestación en que la obligación consistía", circunstancia por la que elemento esencial y de obligada observancia para poder decretar judicialmente cancelada la deuda sea tener en cuenta el contrato o título originario de la obligación, extremo que difícilmente puede tenerse en cuenta en el caso que nos ocupa a tenor de no constar incorporado a las actuaciones, y el artículo 1169 del Código Civil -EDL 1889/1- previene la posibilidad, salvo que las partes pacten lo contrario, de no poder compeler al acreedor a recibir parcialmente la prestación en que consista la obligación, no resultando tampoco de aplicación el contenido del párrafo segundo de dicho precepto en la medida en que la falta de concreción de la deuda, no habiendo aportado ningún documento que la justifique, no permite distinguir entre parte líquida e ilíquida, al cuantificar la deuda la promotora del expediente mediante las afirmaciones unilaterales realizadas en el documento aportado en la instancia, sin soporte probatorio que lo justifique.La falta de concreción así indicada impide, al margen de las concurrencia de los requisitos formales, tener por bien hecha la consignación al no estar justificada la cuantificación de la deuda que realiza la recurrida, circunstancia que es irrelevante con la actitud procesal de la recurrente que no compareció en el acto de la vista señalada en la medida en que la resolución que pone fin al expediente analizado no tiene eficacia de cosa juzgada siendo así que la oposición planteada por la recurrente, pago parcia , apreciable sin necesaria alegación en orden a la justificación de la concurrencia de los requisitos sustantivos del pago, con arreglo a lo anteriormente expuesto, excluye la pretendida eficacia liberatoria de la consignación realizada debiendo declarar el sobreseimiento del expediente, artículo 1817 de la LEC de 1881 -EDL 1881/1-, todo ello sin hacer expresa imposición de las costas causadas en la presente alzada, artículo 398 de la LEC -EDL 2000/77463- ".Al constar que se pretendió condicionar el pago a nueva liquidación con importes inferiores a los debidos, es clara su improcedencia.NOTA1. En la misma línea, la Audiencia Provincial de Barcelona, Sección 13ª, Sentencia 177/2012 de 27 Mar. 2012, Rec. 192/2011 -EDJ 2012/63985-:“sobre la consignación liberatoria (arts. 1176 y ss), también se decía allí que la consignación condicional, no supone pago liberatorio; el primer presupuesto es precisamente el previo ofrecimiento incondicional de pago de todo lo adeudado - que revele la firme decisión de cumplir inmediatamente la obligación -, que el acreedor rechace sin razón, ex art. 1176.1º CC , aparte de que no cumplen el resto de los requisitos de los arts. 1176 CC y ss -EDL 1889/1-; tal ofrecimiento ha de ser incondicional, hecha al acreedor o a su apoderado, en el momento oportuno y en el lugar de pago, y ha de ir seguida de la consignación para producir los mismos efectos liberatorios que el pago, con anuncio de la misma a las personas en el cumplimiento de la obligación, por supuesto al acreedor (art. 1177 CC -EDL 1889/1-), y hecha, debe notificarse igualmente a los mismos (art. 1178 pfo 2 CC -EDL 1889/1-). 

 |  1 |  2 |  3 |  4 |  5 |  6 |  7 |  8 |  9 |  10 | 

Widgets Magazine
feedburner

Suscríbase a nuestros contenidos

Entrevista

Guillermo Pérez Alonso: “En los despachos hay que implantar una cultura de orientación al cliente y después, un CRM”

Guillermo Pérez Alonso (Social Lex) , Diego Alonso (Markentingize) y Gabriel López Serrano(Microsoft)  completan una visión 360 grados de la información legal partiendo del planteamiento de las siguientes cuestiones: ¿Cuánto vale la información en los despachos? ¿Cómo protegerla? ¿Cuál es la mejor forma de aprovecharla?

DEMOSTRACIÓN GRATUITA

Solicite una clave de prueba de nuestros productos

Solicitar

Solicitar demostración

He leído y acepto las condiciones de la Política de Privacidad y el Aviso Legal

(*) Campos obligatorios

Atención al cliente: De lunes a viernes de 8:30 a 20:00 horas ininterrumpidamente. Tel 91 210 80 00 - 902 44 33 55 Fax. 915 78 16 17