Conócenos

JUSTICIA

Condenados a 30 años y ocho meses por alijar 3,3 toneladas de hachís con un pesquero en Almerimar

La Audiencia Provincial de Almería ha condenado a penas que suman 30 años y ocho meses de prisión y a multas que ascienden a un total de 82 millones de euros a ocho integrantes de un grupo organizado que intentó introducir en marzo de 2008 más de 3,3 kilos de hachís oculto en un barco pesquero por el puerto de Almerimar, en El Ejido.
  • Imprimir

Audiencia Provincial de Almería Audiencia Provincial de Almería

Seis de los ocho condenados reconocieron en sala ante el tribunal de la Sección Primera los hechos y mostraron conformidad con las penas interesadas por el fiscal, entre ellos uno de los cabecillas de la red, identificado como J.L.M., de 37 años, y al que se atribuye la función de coordinar las tareas del grupo y hacer los preparativos para el transporte de la droga, así como su vigilancia y custodia una vez en España.

El fallo, al que tuvo acceso Europa Press, condena a cuatro años de cárcel a J.L.M. como autor de un delito contra la salud pública mientras que a los otros dos cabecillas de la trama, F.F.T. y V.M.S.F., de 60 y de 33 años respectivamente, les impone cinco años y nueve meses de cárcel.

Según se recoge en el apartado de hechos probados, F.F.T. tenía como tarea contactar con las personas que debían transportar por mar el hachís y vigilar su llegada a puerto mientras que V.M.S.F., como "hombre de confianza" de J.L.M., era el enlace con los proveedores de la sustancia estupefaciente en Marruecos.

Así, los tres "planificaron" a finales de 2007 el alijo y, para intentar eludir el control de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, decidieron transportar los fardos en barcos pesqueros "debidamente matriculados y legalizados para faenar en el mar".

En este punto, según considera probado el tribunal, contactaron con A.S.F., de 42 años y condenado a cuatro años de cárcel, quien ostentaba la explotación de un buque con base en el puerto de Almería y se aceptó participar por "una importante cantidad de dinero".

Por otro lado, J.L.M. ofreció a F.P.L., D.M.B. y M.A.F.O. --todos condenados a penas de tres años y dos meses de prisión-- participar en el alijo. El primero debía pilotar a cambio de 50.000 euros la embarcación mientras que los otros dos, por 5.000 euros cada uno, serían los encargados de realizar las funciones de carga y descarga de la droga.

El barco pesquero, con un total de 99 fardos que habían trasbordado en alta mar, arribó a las 11,30 horas del 1 de abril de 2008 al muelle del puerto pesquero de Almerimar, donde se había activado un dispositivo de vigilancia integrado por M.B., condenado a 20 meses de cárcel.

En el puerto de Almería, J.L.M., permaneció tres horas apostado en las inmediaciones de la Escuela Náutica Pesquera, colindante con la base de las patrulleras de la Guardia Civil y el Servicio de Vigilancia Aduanera, con el fin de comunicar cualquier contingencia a la tripulación del buque.

Pese a la cobertura de seguridad, la operación de alijo fue abortada por agentes de la UDYCO del Cuerpo Nacional de Policía. La sustancia estupefaciente intervenida ascendió a 3.329,419 kilos de hachís con un porcentaje de THC del 21,40 por ciento que hubiese alcanzado en el mercando ilícito un valor de 4,8 millones de euros.

  • Imprimir

Atención al cliente: De lunes a viernes de 8:30 a 20:00 horas ininterrumpidamente. Tel 91 210 80 00 - 902 44 33 55 Fax. 915 78 16 17