Conócenos

ECONOMÍA

Los salarios suben en febrero un 3,1%

A falta de contabilizar el grueso de convenios pactados, el registro hasta ahora solo recoge mayoritariamente incrementos basados en inflación pasada

  • Imprimir

El Avance de la Estadística de Convenios Colectivos de Trabajo registrados hasta febrero de este año refleja un total de 1.342 convenios firmados con efectos económicos para 2011, que afectan a 282.862 empresas y a 2.229.877 trabajadores. El aumento salarial medio es del 3,12%, resultante de un incremento medio en los convenios de empresa del 1,95% y en los de ámbito superior, del 3,24%.

Los datos estadísticos de convenios colectivos de 2011 muestran un elevado grado de provisionalidad, puesto que hasta el momento sólo incluyen aquellos convenios revisados cuyo aumento salarial viene determinado por la inflación pasada o por un dígito fijo, y excluyen todos los que referencian la subida a la "previsión de inflación", que suelen ser los más numerosos.

El 78,8% corresponde a convenios de empresa, que afectan a 213.703 trabajadores (el 9,6% del total), y el 21,2% restante, a convenios de ámbito superior que engloba al 90,4% del total de trabajadores con convenio firmado para este año.

Solo revisados

La práctica totalidad de los convenios registrados fueron firmados en años anteriores, y son por tanto convenios revisados. Tan sólo un convenio es de nueva firma en 2011, un convenio de empresa que afecta a 255 trabajadores. Su subida salarial es del 0,5%.

Muchos de los convenios registrados tienen el aumento salarial fijado en función del IPC de diciembre de 2010, que fue del 3%. Sin embargo, hay una elevada cifra de convenios ya firmados cuyo incremento salarial no puede registrarse hasta que no se conozca cómo están interpretando los firmantes la referencia a la previsión de inflación. Todo ello influye de forma determinante en el valor medio de aumento salarial resultante hasta febrero, que es del 3,12%.

Para evaluar correctamente estos datos hay que tener en cuenta que en 2010 se produjo una modificación en el registro de convenios que ha afectado al ritmo de cómputo y al contenido que ofrecen los resultados provisionales.

El cambio tiene que ver con la conflictividad que surgió en la negociación colectiva de 2009 debido a las diferentes interpretaciones que hicieron los sindicatos y las organizaciones empresariales sobre cuál debía ser la cifra considerada como "previsión de inflación". Esta se utiliza como referencia en la mayor parte de los convenios, tanto para fijar la subida inicial de las tablas salariales, como para aplicar a posteriori, una vez constatado cuál ha sido la inflación real del año, las cláusulas de salvaguarda salarial pactadas.

Previsión de inflación

Hasta ese momento, y desde el año 2000, había existido consenso para equiparar la "inflación prevista" al 2%, dígito derivado del objetivo medio de inflación del Banco Central Europeo. Pero en 2009 la inflación real fue muy inferior a esa cifra, situándose la tasa de variación interanual del IPC en diciembre en el 0,8%. Esto provocó que las organizaciones empresariales defendieran en algunos casos que el 2% no constituía la "previsión de inflación" de referencia y que, en consecuencia, no aplicaran la subida prevista en base a esa cifra, lo que derivó en una importante conflictividad, incluso con recursos a los tribunales.

En la medida en que no existe un valor cada año que pueda entenderse de forma inequívoca como "previsión oficial de inflación" (puesto que existen distintos indicadores de inflación y diferentes formas de medir su variación en un período de tiempo), en 2010 se decidió --previa consulta con los interlocutores sociales-- incorporar a la estadística sólo los convenios plurianuales, cuyas revisiones salariales hicieran explícito el dígito acordado, bien porque estuviera referenciado a un valor ya conocido (por ejemplo, la inflación del año anterior o "inflación pasada"), bien porque se reflejara en una cifra fija, o porque las partes firmantes hicieran explícito qué valor debía identificarse con la expresión "previsión de inflación". En definitiva, sólo se registran desde el pasado año los convenios sobre los que no existe duda respecto al aumento salarial pactado.

Ello ha supuesto, en la práctica, una ralentización del ritmo de registro, al no poder computar aún los convenios que siguen reflejando en su texto una referencia genérica a la "previsión de inflación" para indicar la subida salarial pactada. En consecuencia, su registro queda en suspenso hasta constatar efectivamente con los negociadores cuál ha sido el aumento realmente aplicado. Esto se observa en la serie de los datos ofrecidos mensualmente en 2010 y 2011 con relación a los existentes en los mismos meses de años anteriores.

El MTIN, con la colaboración de las organizaciones empresariales CEOE y CEPYME, y sindicales UGT y CCOO, está trabajando intensamente para recopilar y registrar la información de todos los convenios con efectos económicos en 2010 y 2011 de los que aún no se dispone de los parámetros exactos que permitan conocer su aumento salarial efectivamente pactado en estos años. En los próximos meses se irá avanzando en el registro de esta información.

Moderación

En consecuencia, es de suponer que conforme avancen los datos del registro de la negociación colectiva de este año el aumento salarial medio se irá moderando, y reflejará sin duda un dígito más acorde con la realidad de la negociación con vigencia para este año.

Así, los convenios registrados con efectos económicos en 2011 son sólo aquéllos que han pactado el aumento salarial en función de un valor exacto, los que están referenciados a la "inflación pasada" (tasa de variación interanual del IPC de diciembre de 2010, que fue del 3%) o los que reflejan cualquier otro dígito conocido de antemano (por ejemplo, el aumento salarial del personal laboral de la Administración, recogido en la Ley de Presupuestos Generales del Estado).

Todo ello tiene repercusiones relevantes sobre el aumento salarial medio resultante en la estadística, que hasta el momento es del 3,12%, y que se encuentra sin duda sesgado al alza, respecto del que resultaría de haberse computado todos los convenios con efectos económicos en este mes.

En la medida en que en los próximos meses se vayan computando todos los convenios, se prevé que ganen peso aquellos que pactaron el aumento salarial en función de la "previsión de inflación" o siguiendo las recomendaciones del Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva firmado por las organizaciones sindicales y empresariales para el período 2010-2012, y que para 2011 establece una banda de entre el 1 y el 2%.



  • Imprimir
Widgets Magazine

DEMOSTRACIÓN GRATUITA

Solicite una clave de prueba de nuestros productos

Solicitar

Solicitar demostración

He leído y acepto las condiciones de la Política de Privacidad y el Aviso Legal

(*) Campos obligatorios

Productos destacados

  • El Derecho Suite Jurídica 2

    Creada para satisfacer todas las necesidades de información jurídica del profesional

Atención al cliente: De lunes a viernes de 9 a 20 horas ininterrumpidamente. Tel 902 44 33 55 Fax. 915 78 16 17