Conócenos

Economía

Gómez justifica retrasar la jubilación para no reducir la pensión media y no elevar las cotizaciones

Defiende que "los gobiernos gobiernen" si fracasa el diálogo social
  • Imprimir

El ministro de Trabajo e Inmigración, Valeriano Gómez, ha defendido la propuesta del Gobierno de retrasar la edad legal de jubilación más allá de los 65 años, aludiendo a que la "otra alternativa" es reducir la pensión media, al tiempo que ha descartado incrementar las cotizaciones empresariales para afrontar el cambio demográfico.

"Hay dos reformas: reducir la pensión media o incrementar el periodo medio de permanencia en el empleo antes de la jubilación. La primera no es la opción elegida por el Gobierno", explicó Gómez durante el turno de réplica en su primera comparecencia en la Comisión de Trabajo e Inmigración en el Senado.

En este sentido, el ministro recurrió a las reformas acometidas por Portugal y Suecia para recortar las pensiones medias a costa de no elevar la jubilación, y situó la reducción en el 3% y del 4%, respectivamente, durante este año.

"España vivirá una situación muy exigentes a partir de 2025, cuando empiezan a jubilarse los nacidos en 1960 ('baby boom')", recordó, antes de urgir la reforma de la Seguridad Social: "(La reforma) se puede empezar dentro de dos o tres años, pero si hay que empezar hay que hacerlo cuanto antes mejor".

El titular de Trabajo también hizo hincapié en "algunas cosas" que el Gobierno no se plantea 'tocar', como es subir las cotizaciones empresariales para garantizar la sostenibilidad del sistema público de pensiones. "No debemos subir las cotizaciones porque hay que mantener los costes laborales para mantener la capacidad competitiva", esgrimió.

Así pues, Gómez volvió a defender la idea del Ejecutivo de alargar "progresivamente" la edad de retiro, y hacerlo además de "forma flexible", como ya defendió la semana pasada el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

RECONVERSIÓN DEL PRODI.

Sobre la ayuda económica para parados de larga duración sin rentas, Gómez subrayó que supone una "conversión" de la ayuda de 426 euros, conocida como Prodi, en una política activa de empleo.

Además, adelantó que el Gobierno pretende costear la nueva ayuda con la redistribución de fondos destinados a parados sin ingresos, que ahora supone el 40% frente al 60% destinado a formación continua, esto es, a trabajadores ocupados.

GOBERNAR SI EL DIÁLOGO SOCIAL NO DA FRUTOS.

El ministro defendió también la iniciativa del Gobierno para emprender las reformas pendientes si el diálogo social no obtiene sus frutos. Ante los fracasos del verano de 2009 y de inicios de este año, Gómez consideró que la "mejor forma" de estimular el diálogo con sindicatos y empresarios es que "los gobiernos gobiernen".

"Si no, algunos creerían que tienen situaciones de veto en las decisiones públicas", indicó, con lo que reiteró una vez más que el Ejecutivo cumplirá con el plazo comprometido de la reforma de las pensiones para el próximo 28 de enero.

  • Imprimir
Widgets Magazine

DEMOSTRACIÓN GRATUITA

Solicite una clave de prueba de nuestros productos

Solicitar

Solicitar demostración

He leído y acepto las condiciones de la Política de Privacidad y el Aviso Legal

(*) Campos obligatorios

Productos destacados

  • El Derecho Suite Jurídica 2

    Creada para satisfacer todas las necesidades de información jurídica del profesional

Atención al cliente: De lunes a viernes de 9 a 20 horas ininterrumpidamente. Tel 902 44 33 55 Fax. 915 78 16 17